Cómo se descubrió el fieltro

Quisiera compartir con vosotr@s una leyenda, posiblemente la más antigua que existe sobre el fieltro.

9462577-modelo-de-arca-de-noe

Todos conocemos la leyenda del Arca de Noé, que él supo que iba a llegar un diluvio, y que en consecuencia construyó un gran Arca de madera. Una vez terminado reunió a todos los animales del mundo, una pareja de cada especie y raza, los embarcó y después de un largo viaje arribó en el Nuevo Mundo. Todos salieron del Arca y empezaron a reproducirse felices y contentos….
¿Alguien se ha preguntado alguna vez, cómo pasaron estos 40 días dentro del Arca? Convivían animales grandes con pequeños, salvajes con mansos, carnívoros con herbívoros en un espacio muy reducido y sin hacerse daño mutuamente. Los más fuerte entre ellos tuvieron que dominarse muchísimo, pues la comida fresca pronto empezó a menguar. Noé estuvo muy ocupado en todo este tiempo en repartir la comida justamente, y cuando antes de lo previsto se terminó la comida fresca, recurrir a alimentar a todos con comida seca como paja, hojas, raíces etc. Por esa dieta poco habitual para muchos animales, empezó a caérseles su hermoso pelo largo, ante todo a todas las ovejas que estaban en el Arca. Su pelo se quedó en el suelo y les sirvió a todos a dormir más blando. Pero no sólo dormían encima del pelo, también lo pisaban, orinaban, sudaban encima… en fin, le daban a este pelo, a la lana, todo aquello que hoy sabemos que se necesita para que se haga el fieltro: calor húmedo, movimiento y ácido. (Lo último hoy sustituimos por jabón).
Por eso Noé para su gran sorpresa se encontró con una alfombra gruesa en el suelo del Arca, después que hubiese desembarcado la última pareja de animales. Seguramente se la llevó a su nuevo hogar…

Fieltro con lana de oveja
Cuánto tiempo después empezó a emplear la técnica del afieltrado, eso no lo sabe nadie, pero sí se sabe que él fue el primer hombre que descubrió que los pelos de animales con pelo largo son capaces de enredarse inseparablemente, lo cual le vino de perlas para protegerse tanto del frío como del calor, para aislarse, para vestirse y cuánto mas trabajaba con la lana, mas cosas se le ocurría qué hacer con ella.
¡ ESPERO QUE OS HAYA GUSTADO !

Tagged , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.